Generalmente cualquier negocio comienza con un Plan de Negocios que nos ayudará a delimitar nuestras acciones. Si bien nuestras ideas y objetivos pueden ser muy llamativos, en ocasiones el contexto económico condiciona nuestro futuro como comerciantes. Es así, como en tiempos de crisis muchos negocios no prosperan. Es difícil ver algo de luz dentro de tanta niebla, pero si logras afrontarla y salir airoso tu posición en el mercado quedará reforzada.

Es sumamente importante que estés preparado para manejar una crisis, ya que mal manejada, puede hacerte perder el respeto y generar desánimo en tus empleados. En cambio una crisis bien llevada, potenciará la identidad de tu negocio, entusiasmará a tu equipo, y te reforzará como líder.

En GuiaLocal.com, reunimos algunos consejos que consideramos te serán de mucha importancia a la hora de enfrentar una crisis:

  • Transparencia y Confianza: deja en claro que tu negocio experimentará siempre una comunicación fluida y abierta, para así lograr una buena relación con los empleados y ganar la confianza de los proveedores y clientes. La confianza generará ganas y entusiasmo,  que son la clave para sobreponerse a tiempos económicos adversos.
  • Analizar la competencia y ser estratégico: se debe observar tanto el entorno como los principales competidores para descubrir nuevas posibilidades sin necesidad de caer en la imitación. Se deben establecer objetivos claros y vías coherentes para llegar a ellos.
  • No pierdas nunca el sentido del humor: el humor rebaja la tensión y demuestra que le vas a hacer frente a la menor contrariedad. Un humor bien manejado ayudará a que reine un clima menos tenso. Asegúrate de que tu equipo sienta que el bienestar de ellos es una prioridad para ti.

Fuente: SoyEntrepeneur; Degerencia.com